REDUCE EL ESTRÉS

Ya sea en el trabajo o en su vida privada, las personas que viven estresadas transpiran con facilidad. Algunas personas apenas se acaloran cuando están nerviosas; otras, sin embargo, sudan copiosamente (hiperhidrosis). En situaciones de tensión pueden quedar, literalmente, bañadas en sudor. De pronto aparecen manchas de humedad bajo las axilas, y las manos y los pies se empapan. Para las personas afectadas por este problema, este brote de transpiración descontrolado con frecuencia también es un problema psicológico. Naturalmente, existen formas para controlar la transpiración por causas emocionales.

Cuando la agitación, el estrés y los nervios hacen brotar el sudor


Transpirar cuando estamos agitados es una reacción absolutamente normal del cuerpo. Sin embargo, es realmente incómodo saludar a otra persona con las manos completamente mojadas por la transpiración. Lo que es peor, se trata de un círculo vicioso, porque por una parte las manos te sudan por los nervios que causan la situación, los que se incrementan ante la perspectiva de estrecharle la mano a la persona con la que está conversando. Sea cual sea el caso, es recomendable consultar al dermatólogo, para que descarte una enfermedad grave como la causa. Los médicos diferencian entre el sudor en todo el cuerpo (hiperhidrosis generalizada) y en una sola región del cuerpo (hiperhidrosis localizada). La transpiración por causas emocionales se presenta principalmente bajo las axilas, en la frente, en la superficie interna de las manos y en la planta de los pies: las zonas de la piel donde se encuentran la mayoría de las glándulas sudoríparas. Con los antitranspirantes de Hidrofugal, sin embargo, también es posible regular la transpiración excesiva de forma segura, durante hasta 72 horas con Hidrofugal FORTE.

También cuando aumenta la temperatura: Hidrofugal controla los brotes de transpiración

En un día normal, el cuerpo produce cerca de medio litro de agua a través de la piel. Los antitranspirantes de Hidrofugal actúan directamente en los puntos de salida de las glándulas sudoríparas. Estas se contraen hasta por 24 horas, con lo que se reduce la emisión de sudor. El olor corporal, que se genera cuando las bacterias descomponen el sudor en la superficie de la piel, prácticamente no se produce, ya que el exceso de transpiración está controlado.

Particularmente en el caso de la transpiración por causas emocionales, no solo se debe controlar el cuerpo, sino que también la mente. Está comprobado que las técnicas de relajación como el yoga, el tai chi y el entrenamiento de autorrelajación pueden ayudar a enfrentar de mejor forma las situaciones complicadas. La preocupación interna se elimina, las angustias se suprimen y la tensión se disipa. 

Eficacia y suavidad para la piel

Todos los productos Hidrofugal tienen un efecto especialmente seguro y, a pesar de su gran eficacia, son sumamente delicados. La línea incluye Hidrofugal Forte, cuya alta concentración de activos reduce considerablemente la transpiración e Hidrofugal Sensitiv, que gracias al Pantenol es más suave con la piel.